Contaco

Este blog es para todos aquellos que crean en los derechos de todos los seres vivos, sin discriminación por pertenecer  a una especie diferente.

“Los animales existen en el mundo por sus propias razones. No fueron hechos para el ser humano, del mismo modo que los negros no fueron hechos para los blancos, ni la mujer para el hombre.”

  – ALICE WALKER –


3 comentarios to “Contaco”

  1. para El Rincón de Marga

    ARGENTINA- ¿DÓNDE ESTÁ EL PUMA “FANTASMA” DE VICENTE LÓPEZ? EN MAQUILLAJE… (Parte IV)

    Informe Especial de Carlos Estrada*

    TODA ESTA “BOLA DE NIEVE” habría sido tejida por personajes insensibles que poco entienden de fauna, “convencidos” por chismes de conventillo y ayudados por opinólogos, es decir, el asunto del puma “suelto” SERÍA UNA OSCURA OPERACIÓN DE PRENSA con la dudosa colaboración de gente a la que pudieron ofrecer un minuto de cámara.

    CONTINÚAN INFLANDO EL GLOBO para tapar asuntos gravísimos de interés nacional (¿sugerencias de trastienda?). Desde enero pasado y hasta la hora 21,30 del viernes 9 de marzo el fantasma continuaba “prófugo” (excepto unos “pelitos” que estarían analizando “hábiles sabuesos de la Ley” que presuntamente encontraron en un allanamiento) ¿animal prehistórico escapado del Museo de Ciencias Naturales de La Plata? ¡grande Disneylandia!

    CON PROFESIONAL PONZOÑA instalaron miedo en la comunidad ¿qué más peligroso que las patotas de jóvenes cobardes que rompen todo a la salida de los boliches los fines de semana? ¿hay algo más peligroso que drogadictos y alcohólicos conduciendo motos y automóviles? Muchas familias de clase media crían individuos (no generalizo) que en edificios y calles viven en anarquía y lesionan y matan a otros en inexplicables peleas, hechos reflejados de manera permanente en los diarios ¿cuántos pumas hacen lo mismo? ¿los animales son más peligrosos que nosotros? (conste que llevo muchas cicatrices de armas usadas por humanos y otras graves lesiones provocadas por animales salvajes).

    ABSURDA LEYENDA URBANA: un aparente albañil comentó que él y sus compañeros vieron al puma “tres veces” (sic) entre las 8,oo y 17,oo horas (¿animal con hábitos humanos que sale a hacer las “compras” a la vista de todos?), “caminó por jardines y paredes” (?) ¿será un espíritu del Más Allá que perdió el rumbo en su visita al descuidado zoológico municipal?, entonces los hombres de la construcción decidieron “no comer en el patio” (no aclaran si es por miedo o para no invitar al puma a la mesa), dicen que saltó un muro bajo dejando “profundas marcas de garras” (supongo que está herniado o es un puma “alpinista”); expertos en fauna habrían asegurado que las señales “corresponden al felino” ¡Argentina generosa! conocerían a nuestra fauna sólo por libros. Los obreros observaron al puma con “un gato en el hocico” (sic) y en exhibición de ilimitado coraje (léase: cobardía) le arrojaron “serruchos, martillos y otras cosas” (sic); paralelamente unas señoras descubrieron al intruso “bebiendo agua en piletas domiciliarias” (¿o quiso saber si era templada para nadar y lavar su short?) y para agrandar la anécdota por posibles consejos de algún informador, explicaron que hubo “desaparición de mascotas” (?), que dejó “marcas en un tronco de árbol”, que “rompió ramas con su peso” (triste, no conocen comportamiento y costumbres de especies salvajes). Afirman que “marcó territorio”, pero no explicaron si usó un mapa, lápiz y papel y fueron más allá… escuchamos “sus rugidos” ¿será un león que viajó a dedo desde África para participar en un piquete? ¿lo confunden con el león del sello cinematográfico “Metro…”? ¿cayó de la pantalla? ¿será el inquieto “Gato Félix”? Lo cierto es que gente despiadada (habría excepciones) quiere linchar a un gato grande, lo que habría “beneficiado” a funcionarios oficiales que aprovecharon la distracción de la comunidad (de cosas más graves) para correr a avalar la historieta, hasta el intendente fue al lugar del “cuco” y mostró su preocupación (?) ante medio televisivo que estaría “muy interesado” en vender diarios capítulos de la retorcida novela, incluso divulgaron que la justicia habría ordenado allanar el domicilio de un ex tenedor de pumas (estoy de acuerdo que es una imperdonable ilegalidad criarlos como “mascotas domésticas”) y a modo de chivo expiatorio en esta caza de brujas tratarán de involucrar al hombre en la caída del avión de Carlos Gardel, en la extinción del oso polar y podrían acusarlo de robar el revólver del general Custer para que perdiera con los indios Sioux la batalla por el dominio de las Colinas Negras (no defiendo al supuesto “coleccionista”, deberían sancionarlo si tiene animales salvajes en cautiverio).

    SEGURAMENTE APARECERÁN “pistas” y más pistas, y los incansables “defensores de la naturaleza y de la comunidad” no van a parar hasta encontrar un puma trucho (entiéndase: plantado), un alacrán o una tortuga, previa inteligencia de audaces opinólogos provistos de radares, binoculares y lupas para sacar deducciones de las “andanzas” y posibles refugios del misterioso puma. La milonga es simple: la “primicia” consiste en filmar al animal suelto y el momento de su captura.

    EN TRES INFORMES publicados lo bautice puma “fantasma” y ahora los que armaron este asunto también lo llaman fantasma. No tienen vergüenza.

    POR TV MOSTRARON trampas, animales de granja estresados y enjaulados dejados en los techos como cebo para atraer al “devorador de mascotas” y un francotirador (¿enviado por el FBI, ex combatiente de Viet-Nam?) lo esperará agazapado en las sombras con rifle cargado con dardos (¿venenosos?) y otros métodos inconfesables sacados de películas de “Tarzán”. No sería raro que en los alrededores -por orden de “arriba” para tener votos asegurados-, ubiquen estratégicamente a cien o doscientos policías con escudos, bazukas, fusiles Fal y lanzallamas asesorados y dirigidos por científicos dedicados a la “protección” de la fauna.

    CONSEJO: si quieren asustar al puma dejen encendido un televisor con las estupideces de siempre y desparramen en los techos diarios con noticias de la sostenida inseguridad que reina en Argentina y verán que el puma se entrega mansito con las manos arriba ¿Hubo ataques del “feroz” animal en dos meses?

    AUNQUE UN VECINO NEGLIGENTE tenga un puma en la casa y lo relacionen a este cortometraje de sucia esencia NO SERÁ EL EJEMPLAR DEL CASO, este “malvado” felino fue inventado por perversos “iluminados”, incluso para hilvanarlo y pasarle viejas facturas al vecino “criador”, obligando de paso a otros a temer allanamientos en masa (en “recta administración de justicia”) para que entreguen hasta sus canarios. Conste que pueden llevar a los pajaritos para interrogarlos severamente y si las aves encubren que vieron al puma dando serenatas a gatas del barrio les dictarían “prisión preventiva”.

    POR TRADICIÓN ORAL, personas inocentes creen que estos felinos (puma concolor) son “devoradores de hombres” y se preocupan, pero EL PELIGRO ESTÁ EN LOS QUE MONTARON UNA NOTICIA DE ESTAS CARACTERÍSTICAS SIN MEDIR CONSECUENCIAS. Arrancaron en enero pasado con la telaraña y no quieren perder credibilidad, estarían encaprichados.

    SEGÚN MENSAJES RECIBIDOS por mi secretaria (ajena a asuntos de animales), de ex traficantes que me han permitido descubrir a reducidores de especies protegidas, redes de cazadores, furtivos, acopiadores y contrabandistas, le informaron que tres personas habrían comprado un puma en Mendoza (ignoro origen real del felino) pagando aproximadamente ciento cincuenta dólares y que partieron con el animal hacia Buenos Aires el 6 de marzo pasado, y según se presente la situación (sic) hay gente dispuesta a trasladarlo en camioneta a la zona del “conflicto” y liberarlo, previamente avisados personajes “traviesos” para que registren el “descubrimiento” y lógicamente desaten despiadada caza donde intervendrían innumerables improvisados, ESTO SÍ ES PELIGROSO PARA LOS VECINOS QUE SE PRENDIERON EN LA BASTARDA AVENTURA porque el puma que podrían soltar los inescrupulosos -adquirido en el mercado negro-, no sería confiable y tal vez tengan que matarlo por ineptitud de “especialistas”.

    FOLKLORE ARGENTINO: el jueves me comuniqué telefónicamente con el Cuartel de Bomberos de Vicente López y contestaron que “no están en el caso”(salvo que el puma se incendie o sea piromaníaco); llamé a Defensa Civil y nadie me defendió (el “Chapulín Colorado” no respondió, estaba en otra misión); en Ecología y Medio Ambiente tampoco atendieron (estarían haciendo asado junto a un árbol histórico); en Jefatura de Distrito la policía como siempre de “vacaciones” (perdón: “recorriendo” en prevención de ilícitos y pidiendo documentos a todos los animales de la jurisdicción); llamé a la Municipalidad y me dejaron escuchando música (la usarían para calmar al puma en caso que se comunique para demostrar que es contribuyente de otro distrito); llamé a la comisaría de Vicente López -4-513-6020- y nadie levantó el tubo (por orden superior y temor al puma se habrían refugiado en una pizzería de la zona); el miércoles me dijeron que el subcomisario “estaba recorriendo” (¡marche un chupetín…!); el mismo miércoles me comuniqué con el despacho de un concejal pero “estaba en reunión” y al día siguiente su secretaria se había agregado “a esa reunión” (ahora comprendo la necesidad de la clase política y altos funcionarios de ganar gigantescos sueldos, tantas “reuniones” debe ser trabajo agotador y posiblemente “altruista”), de manera que yo, ciudadano no influyente, quedé sin saber si ya estaba cuereado el puma y exhibida su cabeza en la plaza principal.

    A DIFERENCIA DE PAÍSES SERIOS, en Argentina una vez que agarran un escritorio de poder pasan a vivir en una “burbuja” como seres inalcanzables, nunca están cuando el pueblo los necesita (salvo si hay cámaras de televisión), se rodean de asistentes y secretarias para las secretarias de las secretarias, eso explica los excesivos e innecesarios gastos de arcas públicas, el aumento de la inseguridad, las injusticias sociales, el abuso de los dobles discursos, las promesas incumplidas, el pan y circo y el estancamiento a la cola del subdesarrollo.

    EN DEFINITIVA, crearon un fantasma y buscarán hacer realidad al monstruo a sabiendas del daño que podría ocasionar con su fuga; resultarán cómplices los que alimentaron la fantasía conociendo que todo es “pescado podrido” y por un poco de cámara otros se prestarán a perseguir y dañar a un animal que nunca habría estado en Vicente López. ¿Cómo se controla esto? con más recorridas policiales y de alguna autoridad científica honesta (sin hombres de “gatillo fácil”) y no buscar la presencia de cámaras noticiosas “interesadas” en desenlace violento.¿Qué creo? que hay muchos que tienen pumas en cautiverio en el Gran Buenos Aires, que la caza furtiva no está oficialmente controlada y que los traficantes ilegales movilizan por rutas con total impunidad especies arrancadas al patrimonio natural; lamentablemente, como a este caso le dieron excesiva manija, muchos podrían obtener dinero fácil soltando en cualquier momento un puma en Vicente López.

    LA INFORMACIÓN PROVIENE de fuente altamente confiable. Por gentileza, en defensa de la vida humana y animal y sin pretender involucrarme en la macabra historieta, el martes pasado pude comunicarme (por eso hubo repentina lluvia) con dos áreas competentes, es decir, conversé acerca del repugnante teatro con funcionarios policiales y una supuesta secretaria de “cacique” local (personas que no conozco); me reservo otros datos periodísticos recogidos tratando de averiguar algo creíble, mediante muchos gastos de dinero y pérdida de tiempo.

    TODOS SON GRANDES para darse cuenta de quienes manejan los títeres y, si las cosas se “calman” unos días será por picardía al ver que les “escupieron el asado”, pero no se confíen… hay caprichos, si aparece un culpable hombre o animal estaremos frente a perejiles, porque lo que en les interesa es un puma rebelde y suelto para ser filmado acorralado y mostrar su captura. Lo mismo quisieron hacer en año pasado con “famoso” león que decían “tenían en una vivienda” en jurisdicción bonaerense y se valieron de fotos viejas; pude descubrir que la denuncia pública era falsa, sólo conflictos entre vecinos porque un traficante habría tenido especies salvajes en alguna oportunidad con complicidad de autoridades de aplicación. Semanas después el jefe policial de jurisdicción me felicitó por el correcto análisis.

    RESPETO PROFUNDAMENTE a las personas mayores temerosas que desconocen entretelones del caso y consumen alarmas terroríficas que les complican la vida, Y ACLARO A LOS QUE TOCAN LA GUITARRA DE OREJA que no soy influenciable ni sobornable, no vivo de la profesión periodística, no me arrodillo ante patrones políticos y no tengo amistad con ningún partido; no estoy vinculado a entidades ni grupos proteccionistas y desapruebo noticias amarillistas; pertenezco a ética familia patricia y considero que la noticia debe ir ligada a la dignidad del informador. Defiendo sin fanatismo a los animales, sirvo a la verdad con total independencia sin comulgar con el sensacionalismo.

    QUIERA DIOS que todo se resuelva bien y castigue a quienes juegan con la vida animal con fines mezquinos, espero que los pobladores no se dejen engañar, no sirvan a intereses enmascarados en obras de bien, adopten elementales precauciones, defiendan la vida de especies en retroceso numérico, no tengan fauna salvaje en cautiverio porque bastante mal hace el hombre por ambiciones desmedidas destruyendo hábitats naturales, no se presten a inflar la historia PORQUE HARÁN QUE ALGÚN PÍCARO PLANTE PRUEBAS (LÉASE: SUELTEN A UN PUMA COMPRADO EN OTRO LUGAR) PARA HACER REALIDAD LO DEL “FANTASMA” Y DECIR EN GRANDES TITULARES “TENÍAMOS RAZÓN, SE ENCONTRÓ EL…”.

    CARLOS ESTRADA *escritor, ex periodista parlamentario y ex columnista de revistas jurídicas, periodista de investigación, dedicado a actividades ecuestres y proteccionista independiente de fauna salvaje con DOCUMENTADA trayectoria pública desde 1970 (que puedo confrontar con idóneos de cualquier lugar), con decenas de certificaciones oficiales y científicas y máximos reconocimientos internacionales por rescates de reiterados millares de especies silvestres vivas, cueros y pieles de la caza furtiva y de actos contrabando por muchos centenares de millones de dólares, experto en manejo de grandes animales, con muchos trabajos editados acerca de guepardos, serpientes, arácnidos, etc., lo que figura en revistas especializadas, publicaciones de instituciones nacionales y provinciales, libros europeos, dedicatorias de altas autoridades científicas, ecologistas y diplomáticas del mundo, mencionado con elogios en versión taquigráfica legislativa a lo largo de 801 páginas en sesión pública ante la prensa internacional, campañas conservacionistas difundidas en decenas de extensos cables noticiosos de AFP (década del ’80 y ’90) con repercusión en varios centenares de diarios argentinos y de idioma inglés (prensa en papel), etc.

    Buenos Aires, Argentina, 9 de marzo de 2012.

  2. ARGENTINA- SOLO DELINCUENTES SIN ALMA PUEDEN PRIVAR DE ALIMENTO A ESPECIES CAUTIVAS

    Horror en el Zoológico de Colón, provincia de Buenos Aires (Parte I)

    desde Buenos Aires escribe Carlos Estrada*

    Cuando me enteré por televisión de este salvajismo humano, no lo podía creer y nadie me avisó con tiempo (algunos por una “primicia” y para no perder protagonismo ante la prensa no recurren a quien tiene verdaderos conocimientos y medios para ayudar).

    Los habitantes del lugar llevarían mucho tiempo radicando denuncias ante autoridades cómplices y ahora tomó estado público que el zoológico de Colón tiene en el peor abandono a los animales, es decir, en lugares precarios, sin atención veterinaria y sin alimentación suficiente. Ejemplos: leones con la piel pegada a los huesos, un león con la columna vertebral saliente por descalcificación, falta de movimientos y deficiente alimentación, pumas totalmente desnutridos y deformados, otros felinos con la estructura destruida por crueldad de los directivos del zoológico e innumerables animales enfermos y moribundos. Habría una cadena de complicidades y encubrimientos de los actos criminales y no es posible que el gobernador bonaerense lo ignore y permita este tipo de impune delincuencia, donde también hay alta cuota de responsabilidad de la Intendencia municipal, de legisladores, de la Dirección de Ecología de la provincia de Buenos Aires y de la Dirección Nacional de Fauna que no registraría ni supervisaría (hay especies ingresadas del exterior) y a través de décadas ha permitido fluida corrupción en perjuicio de fauna vulnerable autóctona y exótica; ahora todos se “lavarán las manos”, repartirán culpas y será otra vez el cuento del “Gran Bonete” (nadie fue).

    ¿Los jueces penales dónde están? ¿Tendrán impunidad los sinvergüenzas desalmados?

    El zoológico de Colón fue creado en 1952 y estaría en la calle 44 entre 23 y 25 ingresando por la Ruta nacional N° 8 hasta el km. 275, con aval de la Secretaría de Turismo (Palacio Municipal), por el Centro de Comerciantes e Industriales, etc., instituciones oficiales y privadas compuestas por hombres que no tienen perdón de Dios. Lo promocionan como “parte de las atracciones principales para el miniturismo”, además anuncian que el zoológico “mueve diariamente la visita de numerosos turistas”, que posee un museo de Ciencias Naturales, un “predio con densa arboleda, juegos infantiles, asadores, mesas y bancos” a disposición de las familias.

    Muchos pobladores estarían juntando firmas para que cierren ese zoológico y trasladen a la fauna que alberga, habrían recurrido al Concejo Deliberante y parece que el intendente salió a “lavar imagen” y hacer las promesas del caso, pero… como en trastienda se jugarían grandes intereses políticos y económicos seguro todo quedará en impunidad (el tiempo me dará la razón), excepto usarán algún disfraz legal previsto para calmar a los enojados contribuyentes.

    DESASTRE EN EL HISTÓRICO ZOOLÓGICO MUNICIPAL DE LA PLATA

    Otro Zoológico de la Provincia de Buenos Aires en Graves Problemas (Parte II)

    Debido a las intensas lluvias de la semana pasada en la ciudad de La Plata, donde hubo más de 50 personas fallecidas, el histórico zoológico municipal fue cerrado porque “sufrió roturas de corrales (? ) y pocas jaulas inundadas hasta una altura superior al metro y medio” ¿por algo tan simple lo clausuraron al público? En voz baja los vecinos señalan que gran cantidad de especies importantes murieron (supongo, muchas valiosas no registradas por su dudosa procedencia), otras desaparecieron y decenas quedaron heridas.

    Conste que años atrás trasladé personalmente varios cargamentos de animales autóctonos y de archivo las constancias de entrega de centenares de ejemplares) e innumerables pronto se convirtieron actos de contrabando que incauté autorizado y dejé en custodia judicial (en oficina en “fantasmas” regresando al mercado negro a secreta solicitud de “populares” traficantes impunes.

    Cerrado el zoológico platense esta semana, mucha fauna salvaje habría sido “trasladada” (?) a zoológicos comerciales que las autoridades de aplicación no supervisan (CITES debería obligar), historieta repetida que desmentirla servirá para embarrar la cancha, mientras las autoridades del lugar restarían importancia a lo ocurrido. Hablan de “daños materiales que van a reparar” y aseguran que “pocas aves y animales de corral” tuvieron triste final, con algunos sectores afectados, que “un número pequeño de ejemplares quedaron en observación para evitar enfermedades” y mostraron a la prensa a dos alegres monos “araña” que los especialistas “están recuperando de situación de estrés” ¡marchen cajas con chupetines infantiles para ciudadanos acostumbrados a mentiras oficiales!

    A colación: un juez de La Plata declaró ante las cámaras de televisión que no lo dejaron entrar en la morgue oficial, que los muertos serían más de lo que indican las autoridades gubernamentales (temerosas del costo político y no poder seguir enquistadas en sillones de poder), testigos del barrio afirmaron que cerca de un túnel inundado y tapado con barro y pasto vieron morgueras oficiales y camiones de bomberos retirando doce cuerpos de personas fallecidas, luego con mucha diferencia en horas otros jueces salieron al cruce respaldando al oficialismo (léase: negaron la existencia de nuevos cuerpos en la morgue). Al pincharse el globo -en el campo de lo supuesto- poderosos con “colita de paja” (no me refiero a los jueces) no iban a permitir que quedaran pruebas a disposición de los informantes y/o denunciantes.

    Si estos enfrentamientos se dan por el posible ocultamiento de una terrible realidad (desgracias de presuntos indigentes indocumentados que nadie reclamaría), qué podemos esperar que digan de los animales, tal vez que sólo un conejito resultó resfriado en el zoológico municipal de La Plata.

    CARLOS ESTRADA *escritor, periodista de investigación y proteccionista independiente de fauna salvaje con documentada trayectoria pública desde 1970, con decenas de certificaciones oficiales y científicas y máximos reconocimientos internacionales por rescates de especies vivas, pieles y cueros silvestres del tráfico ilícito local y actos de contrabando por muchos centenares de millones de dólares, récords nunca igualados.

    Buenos Aires, Argentina, 10 de abril de 2013.

    Nota: disculpe el distinguido lector que reitere reseña de trayectoria pública, pero no siempre leen los artículos las mismas personas, además cuando se sacude lo que esconderían bajo la alfombra ciertos influyentes hay que sostener el tema dejando en claro la añeja experiencia, pruebas de centenares de trabajos realizados y lo referente a reconocimientos documentados.

  3. DOLOROSO RELATO ACERCA DE “CHOW-CHOW” QUE SALVAJES ENVENENARON EN EDIFICIO CÉNTRICO DE PROPIEDAD HORIZONTAL

    desde Buenos Aires escribe Carlos Estrada*

    Queridos lectores, saben que amo a los animales y los defiendo del maltrato, caza furtiva, actos de cuatrerismo, tráfico ilícito, etc., pero hoy tengo el alma herida y sólo puedo decir que el dolor y la tristeza me impiden hilvanar anécdotas lindas. Quisiera contar muchas cosas y hablar de los queridos perros, esos fieles compañeros del hombre, pero no sé por dónde empezar porque hace algo más de un mes me envenenaron a mi adorada “Chow-Chow”.

    Soy un tipo grande y lloro como un niño, no encuentro consuelo, fue una muerte inesperada, horrorosa, buscaba socorro con la mirada y expresión desencajada, no pude salvar al noble animal que esperaba todo de mi. Teníamos una comunión espiritual difícil de explicar con palabras, no le había puesto nombre, no necesitaba llamarla, conocía mis estados de ánimo y los respetaba, era mi cable a tierra, si me veía preocupado buscaba distraerme con travesuras… se tiraba patas arriba, daba vueltas, salía corriendo con mis medias y lograba que mis días fueran menos complicados, intuía que me estaba recuperando de graves heridas y que necesitaba la presencia de un ser querido porque mi novia no podía acompañarme todo el tiempo.

    Esta perra también había sufrido en su juventud y me tuvo a su lado día y noche, fui su amigo incondicional, fue mi amiga durante los años que vivió, pero Dios se la llevó el 9 de marzo pasado a las 14 horas aproximadamente y no pude evitar que partiera para siempre; un sensible veterinario que fue perito judicial en muchos procedimientos contra cuatreros que realicé incautando caballos, estuvo en la vivienda y certificó su muerte por envenenamiento. Periódicamente la visitaba, revisaba, le hacía análisis y me decía que su salud era perfecta, otro veterinario de importante clínica certificó posteriormente haberla atendido durante ocho años siempre encontrada bien nutrida y en excelentes condiciones generales.

    La he alimentado con los mejores productos naturales, hoy encuentro parte de la heladera vacía, un sector del botiquín del baño sin sus productos, ausencia de sus platos, un bebedero seco y un rincón de la casa vacío; no quiero abrir el balcón que tanto le gustaba, era algo así como su “televisión”, es decir, desde ese lugar elevado miraba pasar a la gente y a los perritos del barrio y venía a “contármelo” enojada. Me buscaba cada diez minutos, no comía si me alejaba, tomaba suplementos vitamínicos y minerales, sus músculos estaban muy desarrollados porque la entrené durante varios años, cepillaba sus dientes con un gel especial, cuidaba su pelaje, paseábamos algunas noches; creo que el 7 de marzo caminó un rato con correa sin pasar por plazas ni olfatear árboles, era silenciosa, especial, de mirada intensa, su dignidad me conmovía; el 8 de marzo al anochecer comenzó con vómitos, diarrea, orinaba mucho y aparecieron problemas respiratorios, no respondió a los medicamentos, no la trasladamos, era pesada (no gorda) y no soportaba que presionaran su estómago porque se ahogaba, los taxis no la hubieran cargado, yo estaba con feas lesiones, dinero sobraba para atenderla, empeoró la madrugada del día 9, estaba inquieta, desesperada, no conseguí que la salvaran, la lengua le caía a un costado, la parte inferior de la boca comenzó a paralizarse, me buscaba con la mirada, no podía respirar, saliva espesa cubría su cuello y pecho, a diferencia de la noche anterior no orinaba, aparentemente su organismo había dejado de cumplir funciones, no soporté verla en ese estado, numerosos remedios y la edad no ayudaron, sentí impotencia, fueron horas de intenso sufrimiento para el animal y con los ojos cerrados partió de este mundo para siempre, con su hocico apoyado en las patitas delanteras y la lengua apretada, no estuve presente en ese instante, no podía pensar, andaba por el living, daba vueltas muy cerca, mi novia se había ido rato antes, creí que el mundo terminaba, nada tenía sentido, aún hay un vacío tremendo en la casa y un vacío grande en mi alma porque me siento culpable… la creí invulnerable, eterna.

    Su cuerpo estaba inmóvil en el patio y demoré hasta el atardecer para sacarle fotos, le corté dos uñas y un mechón de pelos que guardo como tesoros. Esa noche con una proteccionista la trasladamos a una plaza, la enterramos entre árboles, dos días después la retiré y llevé a un lugar especial (no tenía olor feo, increíble), pagué para que me ayudaran a acomodar el terreno, después de manera solitaria durante una semana fui construyendo una tumba con lámina de acero y kilos de cemento en la parte de arriba, ella envuelta en dos gruesas bolsas plásticas a fin de poder recuperar sus huesos en unos meses; en la vivienda no queríamos barrer los pelos que aparecían en los rincones, tapé con grandes sábanas mis libros y lugar de estar, dejé de ver películas clásicas de mi colección, olvidé mis guitarras, se esfumó mi alegría y no he podido evitar llorar en diferentes momentos del día porque fue una muerte sorpresiva e impresionante; dos días antes comió con ganas, pedía más y dije en broma “parece que fuera la última comida de su vida” y así fue ¿ironía del destino, no?

    ¿Qué pasó? No comía alimentos del suelo y lo que ingería era selecto y de mis manos, pero nunca se sabe todo, algo le tiraron en el balcón o en el patio cerrado con enrejado en la parte alta de la pared, lindero a patio vecino y a ventanas de individuos -uno de área oficial- de dudosa moral que abusarían de menores (comprobado), además del lado del balcón vive una joven adicta al alcohol y presuntamente a las drogas que se moviliza en autos oficiales, organiza “fiestas” de descontrol con individuos de similar comportamiento y sería sobrina de importante ex miembro del Gobierno nacional, personas que se sentirían intocables e impunes con posibles amistades policiales, políticas y judiciales; nunca traté a esta gente, no los conozco personalmente, me consta que son insoportables, que no respetan al prójimo y, como todos los que hacen vida ligada a vicios, seguramente no quieren a los de conducta ordenada, tal vez se sientan descubiertos, limitados en su accionar y por eso envenenaron al “Chow-Chow” que no molestaba y sabían lo que significaba para mi. No tengo pruebas, hay buenas pistas, pero en un país donde los principales pilares parecen podridos, premiándose valores éticos y morales cambiados, será imposible llegar a la verdad.

    Traté de no tener cerca aquello que me hiciera recordar al perro, no quería aumentar tristeza y revisando unos apuntes apareció fotografía del animal precisamente obtenida el día que llegamos al edificio, que tenía que estar archivada con las otras; lloré y saqué valor para revisar una carpeta con toda la historia de la bella “Chow- Chow” color negro, sufrí mucho durante horas, me calmé, aparté foto donde parece mirarme, la coloqué en mi habitación junto a la figura de Buda tallada en ébano y en una silla artesanal de campo apoyé el ancho collar de cuero, otro de ocho tientos trenzados y dos traíllas de cuero confeccionadas por artesano de la estancia, elementos que usaba para sacarla a caminar. Mi tristeza continúa, mi novia también la siente porque era recibida por el animal a la misma hora todos los días; nada me consuela porque fue una muerte inesperada, provocada y horrorosa.

    Todas las semanas visito su tumba y lloro en el lugar (me considero un hombre fuerte, he tenido centenares de animales, no me han doblado balazos, emboscadas, puñaladas, soledad, enfermedades, accidentes, lesiones, etc.), pero toco la fría construcción y no puedo aceptar que mi amiga esté durmiendo para siempre, que ya no mueva la cola, que no esté para andar por el balcón, dormir frente a mi habitación, que no pueda disfrutar ricas comidas, caricias y acompañarnos más tiempo, es duro asimilar las cosas como se plantearon; en Navidad, el 31 de diciembre a la noche y en Año Nuevo la abrazamos fuerte y comimos todos juntos, cuando la miraba descansar en enero y febrero pensaba que quería hasta su último pelito, no recuerdo un solo momento malo de ella, siempre sobresalieron virtudes y comportamiento elogiable, le decía que necesitaba verla felíz, quería que fuera felíz, pero los dos últimos años -aunque he entrenado un poco y dedicado algo de tiempo a mis profesiones-, no estuve en condiciones para salir a caminar demasiado y me preocupaba su felicidad, no sé si fue feliz, los animales dan todo y no piden nada, es imposible saber qué hay en su mundo interior.

    29 de abril, “Día del Animal”, hoy visitaré el lugar de descanso del perro “Chow-Chow” que me acompañó importante tramo de mi vida y más allá de lo que dicen veterinarios y médicos de humanos, nunca dejaré de lamentar no haber encontrado forma de salvarlo.

    CARLOS ESTRADA *escritor, periodista de investigación, ex instructor y criador canino, dedicado a actividades ecuestres, asesor en asuntos equinos de centro cultural y tradicionalista y establecimientos de campo, entendido en comportamiento animal, experiencia directa con leones, tigres, osos, monos, etc., iniciado junto a científicos de diferentes especialidades de áreas oficiales, autor de muchos trabajos publicados acerca de serpientes, arácnidos y guepardos, proteccionista independiente de fauna salvaje con rescates de reiterados millares de especies vulnerables vivas y varios cargamentos de pieles y cueros silvestres del mercado negro -récords nunca igualados en el mundo- que figuran en versiones taquigráficas legislativas, centenares de publicaciones y decenas de certificaciones oficiales y científicas, máximos reconocimientos internacionales, impulsor de rescates de más de 600 caballos de actos de cuatrerismo, cosechando innumerables y algunas graves heridas en el cuerpo. Documentada trayectoria pública desde 1970.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

 
A %d blogueros les gusta esto: